fbpx
qué significa cuando el perro lame al bebé

Lenguaje Canino en la Convivencia entre Perros y Niños

¿Quieres saber qué Significa que tu Perro Chupe al Bebé? ¿Crees que No Sabes Interpretar Su Comunicación? Entonces te interesa este post.
lenguaje canino perros y niños crianza multiespecie

Índice de Contenidos:

enfermedades perros y bebés

La Comunicación de Tu Perro en
la Crianza Multiespecie

Entender el Lenguaje Canino de estrés en la Convivencia entre perros y bebés (o niños) es fundamental para una buena adaptación entre el Perro y el Bebé.

Mi Perro da Besitos al Bebé
El Perro ladra a mi Hij@
Desde que llegó el bebé, mi perro se rasca mucho
Cuando el peque se acerca, el perro le gruñe.

¿Te sientes identificad@ con alguna de estas frases? Son frases extraídas de las consultas que recibo a diario a través de las redes sociales. 

📢 TU PERRO SE COMUNICA 📢

¡CONSTANTEMENTE! y uno de los problemas más comunes en las Familias Multiespecie es la falta de entendimiento del Lenguaje Canino y de su interpretación en el contexto de la Crianza Multiespecie.

Libros y cursos sobre lenguaje canino hay miles, pero pienso que aunque hay unos patrones comunes en el Comportamiento Canino, cada perro adquiere las habilidades comunicativas que le funcionan según sus experiencias (buenas y malas) y para interpretar correctamente, hace falta haber visto muchos perros en situaciones parecidas o ser un experto observador.

Las habilidades comunicativas de tu perro dependerán por lo tanto de muchos factores y por ello, conocer el lenguaje canino no siempre es sinónimo de saber interpretarlo, que aun sabiéndolo, no son más que especulaciones aproximadas que podrás hacer en base al individuo y al contexto.

En la Crianza Multiespecie®️ uno de los aspectos más importantes a conocer sobre la Comunicación Canina es toda esa parte de lenguaje de estrés en la convivencia entre perros y bebés (o niños) sobre todo atender a las señales de incomodidad para evitar conflictos.

Cada Perro adquiere las habilidades comunicativas que le funcionan según sus experiencias.

¿No entiendes a tu Perro?

perro lame chupa al bebé da besitos lenguaje canino crianza multiespecie creciendo entre perros
No le está dando besitos. Le chupa porque se siente incómodo y quiere que se calme.
Algo que lleva a las familias a pedir mi ayuda es la humanización que hay en la interpretación de las señales del perro.
  • Signos de incomodidad confundidas con señales de afecto que se refuerzan (Lametazos=Besos)
  • Comportamientos de defensa confundidas con señales de “mala educación” que se castigan (gruñir= insultar)
  • Señales de distanciamiento confundidas con actos fisiológicos (ej: bostezar=sueño)
Intenta buscar ayuda profesional que te aclare lo que está ocurriendo y cómo actuar.

Por todo esto, si quieres saber valorar por ti mism@ el lenguaje de estrés en la convivencia entre perros y bebés (o niños), es muy importante que solicites la valoración (en vivo u online mediante vídeos) de un profesional para que pueda ayudarte.  Del mismo modo,  es importante tener en cuenta lo ocurrido tanto previa como posteriormente, así que intenta anotar lo ocurrido los instantes que conciernen a ese momento.

Lenguaje y Estrés: TOLERANCIA

Si algo debes saber es que la aceptación del bebé para tu perro es un proceso adaptativo que depende de su capacidad para gestionar el estrés y de tu conocimiento sobre el lenguaje de estrés entre perros y bebés para identificarlo y poder ayudarle.

Por norma, en la fase de adaptación (primeros meses de convivencia entre el perro y el bebé) te encontrarás en una etapa en la que hay mayor comunicación de INCOMODIDAD. Para llegar a sentirse CÓMODO, tiene que pasar por un estado emocional de TOLERANCIA.

¿A tu Perro Le Gusta Estar con el Bebé o Solo Se Deja?

Esta es la gran pregunta. Que tiene múltiples respuestas que te harán saber lo siguiente:

  • ESTÁ INCÓMODO: Si no le gusta y no se deja
  • ES TOLERANTE: Si no le gusta pero SÍ se deja
  • LO ACEPTA: Si se deja pero no le encanta
  • ESTÁ CÓMODO: Si se deja y lo disfruta

 

¿Qué es el LENGUAJE DE TOLERANCIA en la Crianza Multiespecie®️?

No es ni más ni menos que ese lenguaje transitorio y confuso que roza una delgada y peligrosa línea bidireccional: 

  • Si estás atenta a este lenguaje y atiendes a las necesidades de tu perro en cada etapa, evolucionará a COMODIDAD.
  • Sin embargo, si no sabes ver que aunque se deje está incómodo y no le ayudas a gestionar esas situaciones, probablemente el lenguaje de tu perro se convierta en un lenguaje de INCOMODIDAD y RECHAZO, e incluso corres el riesgo de que el bebé (o tú) sufra una agresión por defensa.

Para Lograr una Buena Convivencia Entre tu Perro y tu Bebé, la Clave está en Fomentar el Lenguaje de Tolerancia en tu Perro para Alcanzar la Comodidad.

LENGUAJE canino y estrés convivencia perros y bebés niños crianza multiespecie TOLERANCIA creciendo entre perros (1)

El Estrés en la Adaptación y Convivencia.
¿Es malo?

El estrés es un mecanismo vital para los procesos adaptativos.

Al igual que en los humanos y otras especies, el estrés nos permite alertar a nuestro organismo para superar peligros, amenazas, cambios y adversidades. 

No es lo mismo un estrés puntual (eustrés), que el estrés sostenido en el tiempo (distrés) el cual produce una serie de alternaciones hormonales y orgánicas lideradas por el cortisol que desembocan en diferentes problemas fisiológicos y emocionales.

Para un perro estresado será más difícil gestionar la adaptación y la convivencia con un bebé o un niño, así que es muy importante que puedas identificarlo para ayudarle.

El Plan de Acción para conseguir una adaptación de tu Perro a la convivencia con un Bebé o un Niñ@ se centrará en mejorar su calidad de vida para reducir los niveles de estrés. 
  • Veterinario

    Si crees que tu Perro sufre estrés, visita al veterinario para hacerle un chequeo que incluya analítica de sangre (a poder ser, medición de los niveles de Cortisol)

  • Calidad en los Paseos

    Aprovecha las salidas a la calle para estimular la actividad física y la mente de tu Perro.

  • Conocimiento

    Del Lenguaje Canino de Estrés e Incomodidad en la convivencia de un perro con un bebé y cuáles son las señales que te alertarán de que tu perro lo sufre.

  • Asegura su Descanso

    Es muy importante que le proporciones lugares tranquilos para descansar y la opción de elegir dónde se siente más cómodo y seguro.

  • No es Momento de Hacer Más Cambios

    La llegada de un bebé es un gran acontecimiento y no debería de coincidir con otros cambios como un nuevo lugar donde dormir. Obviamente ya va a haber bastantes cambios en la rutina, así que todo lo que pienses que puedes ir adaptando antes de la llegada del bebé, será mejor.

  • Empatía y Acompañamiento

    Sin duda tu perro te necesita. Acompáñalo en los momentos en los que más le cueste gestionar la convivencia para que no se sienta desplazado.

  • Nutracéuticos, Aceites esenciales y Flores de Bach

    No está de más ayudarle con las terapias más respetuosas para su salud de forma paralela a la terapia de conducta. Ningún fármaco es mágico, así que huye de los profesionales que te pauten medicamentos para el estrés de tu perro sin proponerte antes la ayuda conductual y el manejo adecuado para el estrés de tu perro.

Señales de Estrés en el Perro en la Convivencia con un Bebé

Como te decía antes, el cortisol sostenido en el tiempo puede hacer de las suyas en el organismo, así que existen muchos signos que pueden significar estrés en tu perro. 

El Lenguaje de estrés en la convivencia entre un Perro y un bebé no se va a limitar a las primeras semanas juntos. De hecho hay perros que las primeras semanas no muestran signos de estrés y no es hasta que el peque tiene 2-3 meses cuando se les empieza a dejar en el suelo o hasta los 6-8 meses que el peque tiene más independencia de movimiento, cuando comienzan los síntomas. 

Puede incluso que pienses que tu perro está encantado porque no se separa del bebé y sin embargo esté sufriendo un problema que puede ser peligroso si se desconoce.

Debes tener en cuenta que los peques evolucionan muy rápido cuando de los 0 a los 3 años y que en ocasiones las etapas se solapan y apenas cuando el perro se ha a adaptado, comienza a hacer algo nuevo que vuelve a alterar sus niveles de cortisol.

Pero antes de que los leas, quiero que tengas claro que este listado es informativo y que tu perro tenga uno o varios de ellos no significa que tenga estrés. En estos casos, es muy importante la valoración global de un profesional del comportamiento canino y/o un veterinario. 

  • FISIOLÓGICOS
    • Picores
    • Sialorrea
    • Problemas digestivos
    • Anorexia
    • Muda excesiva (o fuera de temporada)
    • Insomnio
    • Taquicardias
    • Adelgazamiento
  • COMPORTAMENTALES
    • Rascado
    • Jadeo
    • Vocalizaciones (lloriqueo, ladridos, gemidos, aullidos…)
    • Inquietud/Nerviosismo
    • Huidizo/Esquivo
    • Respiración Superficial
    • Irascible
    • Se aísla
    • No se separa del bebé (Hipervigilancia)
    • Sensible a los estímulos que antes no hacía caso
  • EMOCIONALES

Aquí viene lo complicado. Ya que ellos no pueden contarnos qué se les pasa por la cabeza, sólo nos queda a los humanos intentar sacar conclusiones de los efectos emocionales que tiene el estrés . 

No todos los perros tienen la suerte de hacer sido preparados para adaptarse con facilidad a los cambios que supondrá la vida con la llegada de un bebé y no todas las familias saben verlo así, así que a todo esto se suman los conflictos en el entendimiento y en la convivencia derivados de los miedos y el desconocimiento humano respecto a las interacciones con el bebé. 

  • Se le regaña, por lo que siente que vuestro vínculo se resquebraja
  • Aislamiento: por lo que siente que se le destierra de lo que era su hogar
  • Impedimento de estar cerca del bebé, por lo que se le aparta sin entender por qué no puede explorar esa cosa que ahora es el centro de atención
  • Deja de ser la prioridad de la casa…etc
Esto lleva a que el perro cambie su forma de comportarse y se crea que el perro está teniendo celos del bebé, lo cual es algo que se normaliza y es muy preocupante. 

Entiende las Señales Caninas de Estrés con bebés o niños

De todas las que pueden darse, he seleccionado las más frecuentes y las he agrupado en un póster que ya puedes descargarte totalmente de forma gratuita. Esta selección del Lenguaje canino en la convivencia entre perros y bebés (o niños) es según mi experiencia propia, las familias a las que he acompañado en su Crianza Multiespecie y todas las consultas que recibo en las redes sociales. 

mi perro chupa y da besitos al bebé

Lamer al Bebé

“Necesito que te calmes”

La convivencia con un pequeño humano para un perro puede ser abrumadora.

Los peques suelen ser intensos y además evolucionan demasiado rápido. Mucho más rápido que lo que muchos perros necesitan para asimilar, tolerar, aceptar y estar cómodos. Por eso les podemos ver dar estos besos por EXCESO:

  • Mucho MOVIMIENTO
  • RUIDO al que no está acostumbrado
  • OLOR nuevo que necesita explorar

En definitiva, exceso de ESTÍMULO

El lamido en los perros tiene muchos significados pero en el contexto de la Crianza Multiespecie lo más común es que lo haga para:

  • EVITAR
  • CALMAR o
  • EXPLORAR cuando el estímulo es excesivo para él.

¿Por qué se confunde esta conducta?

Tu perro te lame porque te quiere, pero no siempre lo habrá hecho como conducta afiliativa. Si comienzas a observar esta conducta en el día a día te darás cuenta de que también lo hace cuando estás alterada o nerviosa para evitar el conflicto y que te calmes o cuando le parece interesante algún olor que desprende tu piel.

¿Por qué no puede ser que lama al bebé porque le quiere?

No digo que no sea posible, pero es extraño. Para que se den las conductas afiliativas de perros a humanos es necesario que haya un mínimo de relación/vínculo y eso con el bebé, tardará en llegar. ¿Cuánto? Depende de muchos factores -de eso te hablaré otro día-.

“SI TU PERRO LAME AL BEBÉ, ES PROBABLE QUE SE SIENTA INCÓMODO”

El lamido en un contexto de movimiento, sonido y/o proximidad del bebé tiene más que ver con que se sienta incómodo, que con que le quiera.

También puedes ver a tu perro lamer al bebé pero de una forma más calmada con otro significado:

* EXPLORAR/RECONOCER AL BEBÉ

Los bebés huelen y saben diferente y para tu perro, lamer también es una forma de recoger información para conocer a su nuevo compañero.

Enseñar el Ombligo

“No me hagas daño”

El peque se aproxima y tu perro, tumbado en el suelo, en vez de irse se tumba de lado o boca arriba. Le ofrece su preciosa barriga ¿Cuántas veces has creído que lo hacía porque esperaba que el bebé le acariciase su tripita?

SEGURO QUE LE ENCANTA…PERO NO TANTO SI LO HACE TU PEQUE.

perro tumbado boca arriba caricias bebé

Una vez más puede que estés “no menos que flipando” porque esta es una de las posturas que más confusión y digamos que ….”peligrosas” son cuando no se respetan los límites que el perro nos está comunicando. 

Sin duda es fácil comenzar a verla en la etapa del movimiento del bebé. Una etapa de “sálvese quien pueda” para tu perro si no sabías esto y otras formas que tiene tu perro de comunicar su incomodidad con el pequeño humano.

Este “Arriba el ombligo si no me fío” ocurre porque: 

  • El perro se siente invadido
  • Prefiere evitar el conflicto
  • Está mostrando su zona más vulnerable en “son de paz” (es como un “no me hagas daño, no voy armado”)

¿QUÉ HACEN LOS HUMANOS ADULTOS? 

  • Derretirse con la escena, inmortalizarlo en las redes sociales (a esto yo lo llamo: “Todo por un like”)
  • Dejar que el peque siga aproximándose
  • Enfadarse con el perro si gruñe a su hermano humano

¿QUÉ HACE EL BEBÉ?

  • Explorar: Le toca con más o menos sensibilidad, tira de su pelo, agarra sus patas
  • Jugar: Utiliza su tripa como tambor, se sube encima
  • Muestras de afecto: Le abraza, le besa o incluso se tumba con él

Esta postura (llamada de sumisión) en los perros tiene muchos significados pero en el contexto de la Crianza Multiespecie lo más común es que lo haga para:

* EVITAR EL ACERCAMIENTO/QUE LE TOQUE O LO QUE PARA ÉL SUPONE UN CONFLICTO DE FORMA PACÍFICA

¿Por qué se confunde esta conducta?

Porque a tu perro seguro que le encanta mostrarte su ombligo para que le rasques la barriga. Pero seguro que su actitud es diferente. Más activo. Más feliz. Más relajado. 

“SI TU PERRO MUESTRA EL OBLIGO EN UN ACERCAMIENTO DEL BEBÉ, ES PROBABLE QUE SE SIENTA INVADIDO”

Este comportamiento canino es muy frecuente verlo en encuentros entre perros cuando la energía del otro es muy alta. También hay muchos perros que la utilizan como ritual de saludo, pero como siempre digo, aquí lo importante es conocer el carácter de tu perro y saber contextualizar para poder dar una interpretación.

Si te digo la verdad, se me pone un nudo en la garganta cada vez que veo vídeos de esta situación porque tengo el temor de que pase algo grave. Obviamente nunca pasa y cuando sí, se leen las típicas frases de “el perro le mordió sin dar señales previas”, “tiene manía al niño porque está celoso”.

ojos de ballena y media luna perros estrés lenguaje canino

Ojos de Ballena

“No me Fío”

Llamados así por el blanco de sus ojos 🌜 y la mirada lateralizada (del inglés whale eyes)

Ocurre porque el perro evita mirar direccionalmente con la cabeza hacia el estímulo, pero lo hace “de reojo”.

Este tipo de mirada suele ir acompañada de un gesto de temor con sus cejas y sus orejas, además de quedarse quieto.

Puede que haya movimiento de cola, corto y rápido, lo cual no significa que esté contento, si no nervioso.

Este es un gesto muy sutil pero muy evidente cuando lo conoces pero sin embargo, son de esas señales que pasan desapercibidas en la Crianz Multiespecie.

Puede que simplemente lo haga cuando el peque pasa cerca (como en la ilustración) sin que haya contacto directo, pero si estás atenta, podrás saber que tu perro en esa distancia no se siente cómodo para poder ayudarle con una supervisión más acertada y unas propuestas de interacción que respeten sus tiempos y distancias.

Rascado por Estrés

“Esto es demasiado para mí”

Un perro se rasca por muchos motivos. Y no, no lo hace por vicio. Ni porque “los perros se rasquen, sin más”.

He escuchado esa frase muchas veces en consulta y la verdad es que detrás de este comportamiento siempre hay un por qué.

Si tu perro está correctamente desparasitado y no tiene patologías en la piel (siempre es

rascado por estrés canino

aconsejable si hay dudas acudir al veterinario), lo más probable es que sea por estrés.

De hecho es un comportamiento común asociado al estrés en el reino animal…incluido los humanos. ¿No has observado nunca cómo alguien se rasca la cara/cuello/cabeza cuando está incómodo/nervioso?

Que lo haga de forma esporádica y puntual no tiene mayor importancia. Un picor puntual al igual que tú te rascas cuando te pica.

Pero cuando en una conducta repetitiva a lo largo del día tienes que preocuparte.

Si no es por picor, es por estrés. Y no hay más. Aquí los humanos con piel atópica saben de lo que hablo porque pasa igual. El estrés es un enemigo de la atopia.

En la Crianza Multiespecie es frecuente ver ese rascado nervioso cuando el perro se ve sobrepasado. Suele ir asociado a momentos de mucho ruido y movimiento en la casa que no es capaz de gestionar. Si lo hace mientras no hay un estímulo aparente que pueda estar percibiendo, puede ser más fisiológico.

Pero resulta, que el estrés sostenido le puede generar una bajada de defensas y un crecimiento de bichitos que puedan estar haciendo de las suyas en su piel y causarle picor, así que…ya bien sea para liberar estrés (rascarse libera endorfinas) o para aliviar el picor, el estrés estará detrás de este comportamiento tan normalizado en los perros.

CONSEJO: Si tu perro se rasca:

  1. Acude al veterinario a una revisión completa (piel y analítica para medir cortisol)
  2. Observa cuál es el desencadenante
  3. Grábalo
  4. Ponte en contacto con un profesional de comportamiento canino
perro gruñe bebé

Gruñir al Bebé

“Si no paras puede que te muerda”

EL GRUÑIDO NO ES UN INSULTO

¡ES Comunicacion Canina! Y el Perro no es un juguete ni un caballo, por muy “santo” que sea. Todos y digo, TODOS, se merecen un respeto y unos límites en las interacciones con los peques.

 

Probablemente antes de llegar a ello, haya habido otras señales de lenguaje canino y estrés en la convivencia entre el perro y el bebé que no se han sabido interpretar o puede que tu perro las haya eliminado de su repertorio al ver que ya no le funcionan.

Es muy típico que nos resulte ofensivo que el perro nos gruña, pero más aún si lo hace a un bebé/peque. ¿Por qué? Porque en la mayoría de los casos las acciones del peque son sin maldad alguna y nos nace ese instinto de protección sobre el pequeño humano.

¿QUÉ PASA SI REGAÑAS A TU PERRO POR GRUÑIR AL PEQUE?

Que le estás castigando por comunicarse y conseguirás inhibir su lenguaje además de hacer que asocie negativamente la presencia del bebé por causarle un conflicto contigo.

Si inhibes el gruñido estás eliminando un recurso super valioso de comunicación previo a un posible ataque en defensa de lo que le produce miedo, desconfianza, inseguridad, dolor…etc.

Tampoco tienes que reñir al peque, pero sí ponerle unos límites firmes de respeto hacia el perro (y su bienestar) para que escenas como estas dejen de normalizarse, por lo que deberás centrar tus esfuerzos en la supervisión y alternativas en las primeras etapas y en su educación cuando sea más mayor.

Luego está la presión social de que tu perro gruña a un peque que no es el tuyo…¿Cómo no le vas a decir nada a tu perro? ¡Uy, qué maleducado le tienes, eh! ¿Te ha pasado?

Sacudirse

“Necesito liberar tensión”

¡Suéltalo! ¡Suéltalo!🎶🎵🎼 – léase el título con el ritmo de la canción de Frozen jejeje-

¿Alguna vez te has fijado en que tu perro se sacude después de vivir escenas de tensión, excitación y/o estrés? ¿Sabías que lo puede hacer por eso?

Seguro que a partir de ahora lo haces.

 

sacudirse por estrés

Cuando no es una cuestión fisiológica, debemos pensar en un factor comportamental y de lenguaje afectado por (destaco éstas, pero hay más):

  • Fin del saludo entre perros
  • Estímulos demasiado intensos
  • Saludo Humano-Canino de alta energía
  • Frustración

Y cómo no, en la Crianza Multiespecie también ocurre en la convivencia entre perros y niñ@s.

A lo largo de las asesorías con las familias multiespecie me he dado cuenta de que es otro de los signos comunes que se pasan por alto.

Supongo que se ignora porque se confunde con un acto fisiológico, pero me atrevería a decir que, salvo si el perro está mojado o se acaba de rebozar en algo (arena, barro, plantas…etc) o tuviera algo que le molestase en las orejas (espigas o algún parásito) la mayoría de las sacudidas de tu perro son lenguaje canino.

En la convivencia con peques suele responder a una escena de alta intensidad vivida en la que:

  • El perro se siente invadido
  • Hay demasiado ruido/movimiento (típico momento de juego con gritos y carreras por la casa)
  • El peque se mueve demasiado rápido cerca

Además, suele ser un comportamiento que se da como finalización. Me explico…ocurre lo que sea y ya después se sacude, porque es una forma de soltar tensión y auto relajarse o “reiniciarse” para comenzar una actividad nueva sin tensión. También puede estar queriendo comunicar calma y buen rollo al otro individuo.

Estirarse y Bostezar

“Tengo que disminuir este estrés”

Sin más. Podría simplificar el significado de estos comportamientos (en conjunto o por separado) cuando se dan en las interacciones entre perros y peques. 

Claro que tu perro también se estirará porque le apetece desentumecer el body y bistezará cuando esté recién despierto o tenga sueño, pero estos comportamientos tienen también una función comunicativa en otros contextos. 

Recuerda que tu perro no habla, pero se comunica tooooodo el tiempo y estas son las típicas señales que se pasan por alto y cuando el perro muestra señales más “feas” pensamos…”Es que no ha habido un lenguaje previo”…pero sí lo ha habido. Lo que pasa es que no se ha reconocido y/o no se ha sabido entender. 

Para mí que un perro se estire por estrés, es positivo, porque es una forma de destensarse y auto calmarse, aunque también puede estar solicitando “slow motion” al peque. 

Puede confundirse con la postura de juego “play bow” de invitación al juego o “reverencia” de saludo.

Considero que es una señal adaptativa “positiva” ya que significa que el perro tiene herramientas para combatir contra esos picos de estrés o incomodidad.

Como ves, un mismo comportamiento tiene diferente interpretación. TODO DEPENDE DEL CONTEXTO.

 

¿QUÉ HACER SI TU PERRO SE COMPORTA ASÍ?

Pues darle espacio y tiempo.

  • Redirigir al peque hacia otra zona o Intentar “sacarle de esa escena” con una alternativa que le motive.
  • En definitiva, hacer caso de su petición de ayuda y no esperar a que haya otras señales de incomodidad.

Enseñar Dientes

“Estás demasiado cerca y si no te apartas te puedo morder”

👀 VIGILA A TU NIÑ@

Antes de nada quiero aclarar que esta escena es PELIGROSA y no debe de normalizarse en tu Crianza Multiespecie®️. Si te pasa esto o crees que puede pasar, pide ayuda ya. Es muy importante que aprendas a entender el lenguaje canino de estrés en la convivencia entre perros y bebés.

perro gruñe bebé

¿Cómo podemos evitar que esto pase?

⭐Anticipación

⭐Aprender sobre la comunicación de tu perro para reconocer las señales que tiene cuando se siente incómodo

⭐Preparando y adaptando la escena a la etapa del peque

⭐Supervisión adecuada

⭐Estar como intermediario

⭐Espacio seguro para tu perro

⭐Evitar conflictos por los recursos

⭐Creando actividades conjuntas con distancia

⭐Redireccionando al peque antes de que supere la distancia de seguridad

💡En definitiva quédate con la idea de que el perro no tiene que aguantar la invasión del peque en su espacio y que tienes la responsabilidad de proteger al tu perro del peque en esta etapa y hacerle entender que no puede molestar a su hermano perruno en ninguna circunstancia.

❌Está muy extendido el pensamiento de que el perro tiene que aguantarlo todo porque el peque no tiene maldad y está en su etapa de explorar y conocerlo todo, pero justo ese es el pensamiento que lleva a que este tipo de situaciones se den con más frecuencia y acaben en desagradables accidentes.

Y luego está la parte de la presión social: Si tu perro gruñe a un niñ@…¡Qué mal si tú no regañas a tu perro! ¡Por favor! Es que el niñ@ es un niñ@ y es normal que no sepa interactuar y el perro tiene que ser como un peluche, que ni siente ni padece.

Pues no señores. Los perros tienen emociones y sentimientos, y son capaces de comunicarse. El problema es que nosotros humanizamos ese lenguaje y lo castigamos socialmente (gruñir: decir una palabrota / morder: pegar).

Si castigas el lenguaje de tu perro (enseñar dientes, gruñir…) lo estás inhibiendo y haciendo que se reduzcan sus recursos para explicar que algo no le gusta o le incomoda, por lo que cada vez será más probable que pase a una defensa activa con marcaje o mordida.

¿Te has visto en alguna situación como ésta? ¿Cuál fue tu reacción?

Sé que no es fácil reaccionar en situaciones como éstas y que puede que te salga el instinto protector hacia tu peque.

Tener una supervisión reactiva es síntoma de necesitar ayuda porque probablemente te están faltando recursos adaptativos a tu día a día.

No puedo engañarte. Alguna vez me ha llegado a pasar a incluso a mí, porque los peques evolucionan muy rápido. Te fías porque piensas que el peque no llega a molestar al peque o de pronto se mueve más rápido de lo que esperabas o hace algo nuevo que antes no hacía y te pilla desprevenida.

¿Y qué hice yo? Retirar al peque rápidamente pero con calma redirigiendo a otra actividad y acompañando con mimo a mi perra. En ese momento sentí culpabilidad de haberle dejado pasarlo mal y fue mi forma de pedirle perdón y darle las gracias por tener ese lenguaje sonoro (gruñido) gracias al cuál sentí la alarma y pude actuar a tiempo.

Todas estas herramientas las puedes ir adquiriendo en el #clubcep y poco a poco estarás haciendo sin darte cuenta y tu peque respetará los espacios de su hermano perruno y tu perrhijo se sentirá más confiado y seguro en la proximidad de tu hij@

la clave para entender a tu perro analizar el lenguaje canino crianza multiespecie

La Clave para Entender a tu Perro

Porque leer y ver vídeos de lenguaje y estrés en la convivencia entre perros y bebés no es suficiente.

Una cosa es observar y otra muy diferente es saber interpretar y más cuando hablamos de la Crianza Multiespecie®️, donde hay un pequeño que evoluciona más rápido de lo que nosotros mismos somos capaces de asumir.

Conocer el significado de algunos comportamientos comunicativos de tu perro no significa que sepas “ENCAJARLOS” en el día a día, porque muchos son ambivalentes. ¿Qué quiere decir esto? Que puede que sí o que puede que no aciertes.

Y como estamos hablando de la seguridad y el bienestar de tu familia multiespecie, creo que no es ninguna broma convivir con un perro y no poder ayudarle.

Es más, creo que vivir así (tanto para ti como para tu perro) debe ser una pesadilla.

En este Diagrama de Venn te explico cuáles son los 3 grandes componentes de la interpretación que le podamos dar al lenguaje canino.

  1. TU CONOCIMIENTO: Sin esto, apaga y vámonos. No hay nada que hacer.
  2. EL PERRO, cuyo lenguaje es único y varía en función a sus experiencias previas y capacidades
  3. EL CONTEXTO: Mismo comportamiento + mismo perro= significados diferentes según el momento vital y todo lo que le rodea.

Así que si pensabas que estabas aprendiendo un montón con las ilustraciones de Lenguaje Canino, quiero que sepas que eso es solo el principio y no deberías quedarte ahí.

Espero haberte ayudado y haber sembrado la semillita en tu curiosidad para querer saberlo todo y más sobre la comunicación de tu perro para poder ayudarle mejor. 

La única intención de este post es ayudarte a comprender lo difícil que es para tu perro vivir estas situaciones en un corto periodo de tiempo y explicarte que está en tu mano ayudarle para facilitarle el cambio y su adaptación. 

Cuenta conmigo si necesitas ayuda.

💙¡Te deseo lo mejor en tu Crianza Multiespecie!💚

Puede que te interese...

Si te gusta ¡Comparte!

Accede a tu cuenta
Abrir chat
¡Hola soy Tamara! Dime en qué te puedo ayudar